08 oct - 2018

Empresarios tendrán hasta el 27 de agosto para enviar observaciones:
Diferencias entre salmoneros llevan al Gobierno a extender plazo para evaluar límites a niveles de producción

Viernes, 17 de agosto de 2018

Luis Musquiz y Jaime Flores

Economía y Negocio
El Mercurio


Presentación del Ejecutivo reveló que el crecimiento proyectado “pone en riesgo la situación sanitaria y ambiental de toda la industria”.

Hasta el 27 de agosto tendrán las salmoneras para formular sus observaciones en torno a la idea de la Subsecretaría de Pesca y Acuicultura (Subpesca) de fijar parámetros más restrictivos a la siembra de salmones y bajar a la mitad las densidades. El Ministerio de Economía decidió posponer la entrega de sugerencias debido a posturas totalmente opuestas entre las firmas.

Ayer se reunieron el ministro de Economía, José Ramón Valente; el subsecretario de Pesca, Eduardo Riquelme, dueños y ejecutivos de 23 salmoneras para abordar estos ajustes a la clasificación de bioseguridad de las agrupaciones de concesiones.

En la presentación que se exhibió, a la que accedió “El Mercurio”, el diagnóstico de la Subpesca dio cuenta de que “a julio de 2018 es posible constatar que la industria está proyectando un crecimiento de un 16% en la producción para los próximos dos años, lo que pone en riesgo la situación sanitaria y ambiental de toda la industria”. Asimismo, se señala que “la preocupación de Subpesca frente a este escenario de crecimiento está dada en base a la experiencia pasada, en el sentido de que aumentos drásticos en la producción ponen en riesgo sanitario y ambiental la actividad”. Para controlar las alzas de producción, el Gobierno planteó tres medidas: asignar valores negativos cuando se proyecten crecimientos sobre determinado límite; modificar los puntajes que determinan las clasificaciones de bioseguridad de las ACS (agrupación de concesiones de acuicultura), acotando los tramos de cada nivel; e incorporar un nuevo de nivel de bioseguridad que reduce la densidad de cultivo.

Grietas en el sector

En la reunión fue patente la polarización que hay entre los salmoneros. Un grupo mayoritario -en el que participan Multiexport, Camanchaca, Australis, Blumar y Yadrán, entre otras- apoya la medida del Gobierno y celebra que la autoridad sea activa y tome medidas para regular el crecimiento de algunas firmas con altas proyecciones de siembra que, según ellos, podrían generar un inminente riesgo sanitario. Indicaron que lo ideal es que la propuesta entre en vigencia en forma inmediata. Eso sí, piden que la autoridad se abra a perfeccionar el plan de reducción de siembra.

Hay otros actores que si bien valoran la preocupación de las autoridades, rechazan la propuesta. Entre ellos aparecen actores como Los Fiordos (Agrosuper), AquaChile y otras firmas, que dicen que la idea no es positiva, ya que la industria goza de positivos índices sanitarios y ambientales, no fomenta la libre competencia y se basa en una hipótesis errada. A su vez, manifiestan que es una mala señal para la industria -sobre todo para la inversión extranjera- realizar un cambio normativo repentino. Reclamaron que las empresas que apoyan la propuesta del Gobierno fueron las que más crecieron en los últimos cinco años. Asimismo, se espera que un grupo de salmoneras presente en los próximos días una declaración reforzando su compromiso a producir sin estas limitaciones y alegando por las eventuales barreras de entrada, los mayores costos de producción y el peligro de la estabilidad laboral que podría provocar esta regulación. Según el medio especializado Undercurrent News, este conflicto podría generar que algunas compañías dejen SalmonChile.Firmas como Marine Harvest y Cermaq, también contrarias a la propuesta del Ejecutivo, piden una regulación más acorde a los estándares noruegos.

16%
podría crecer la producción salmonera en los próximos dos años.

Fuente: http://www.economiaynegocios.cl/noticias/noticias.asp?id=496798